Propiedades y beneficios del vinagre de manzana.

Vinagre de Manzana 

El vinagre natural de sidra crudo u orgánico está hecho con manzanas frescas trituradas o “malladas” que han madurado naturalmente y cuyo mosto ha fermentado de forma espontánea, sin mediación químicas.

Las primeras noticias que se tienen sobre el vinagre provienen de Oriente y datan del año 5.000 antes de Cristo. Desde ese entonces, el vinagre de manzana ha sido utilizado como condimento de los alimentos o como conservador de éstos.

En ese entonces también se lo usaba para evitar y/o tratar distintos males de las vías respiratorias, como la nariz tapada y la tos; la inflamación de encías; como desinfectante de piel; para las digestiones difíciles, para combatir la obesidad y hasta para fortalecer los huesos.

Este “aliño” que se ha puesto de moda posee un sinfín de utilidades, tanto para las personas como para los animales, principalmente por su efecto depurativo y revitalizante sobre el organismo

Su color es marrón y a la luz muestra una consistencia turbia, la “madre”, la cual se va depositando al fondo a medida que el vinagre envejece. Esta “madre” se puede traspasar a nuevas botellas de sidra para volver a hacer vinagre.

Los condimentos se han ido sofisticando y diversificando muchísimo en los últimos años. Y, si son naturales y tienen efectos positivos para la salud, ¡tanto mejor!.

Para aliñar las ensaladas, primero fue la masificación del aceto balsámico. Ahora, el favorito que está entrando con mucha fuerza es el vinagre de manzana.

Pero no es un invento de los últimos años. El vinagre de manzana se viene utilizando hace muchísimos siglos por sus innumerables propiedades y utilidades en las comidas, y para las personas ¡e incluso en los animales!.

Además de darle un toque especial a las preparaciones culinarias, en general, provoca en el organismo un efecto depurativo y remineralizante, y las personas que lo toman se sienten más ligeras y saludables. Es un súper complemento alimenticio.

Este “producto” se obtiene de la fermentación de los azúcares del jugo de manzana, que se transforman en ácido málico (responsable de su sabor) y acético (al igual que el vinagre tradicional, pero en menor proporción).

Y lo mejor: ¡puede tomarse a diario!, o como uso culinario, como aderezo en las ensaladas, verduras, salsas y otros exquisitos platos.

Lo puedes ingerir antes de las tres comidas principales: viertes vinagre en una cucharadita de postre, en medio vaso de agua, le agregas una cucharadita de algún endulzante como miel, azúcar o melaza… ¡y bebes esa mezcla!.

De todas formas, la cantidad dependerá de cada persona. Hay algunas que prefieren poner menos vinagre y tomárselo sólo una o dos veces al día, mientras que otras se sienten más saludables tómandoselo después de cada comida.

Pero mucho ojo: aquí sólo vale el vinagre de manzana, no el de vino.

Beneficios del vinagre de manzana

Presta muchísima atención a las propiedades de esta especial “infusión”:

Es un gran depurativo intestinal, gracias a que posee ácido acético, por lo que ayuda a combatir el estreñimiento, y las bacterias malignas mueren ante su contacto. En otras palabras, es depurativo, digestivo y ligeramente laxante (aumenta el movimiento intestinal).

Aumenta la secreción de enzimas relacionadas con la digestión de las grasas, mejorando la digestión de las mismas. No es que elimine las grasas como por arte de magia.

Propiedades

Posee un gran poder “saciador”. Está comprobado que beber agua con vinagre de manzana durante las comidas hace que nos sintamos “satisfechos” mucho antes de lo esperado.

Su riqueza en Vitamina A le confiere efectos muy positivos para la sequedad de la piel y de todas las mucosas del cuerpo (especialmente la del ojo). También posee sales minerales, taninos, calcio, fósforo, potasio, sodio, cinc y vitaminas del grupo B.

Tiene un gran beneficio diurético, ya que es muy rico en Potasio y ayuda a alcalinizar un poco nuestro Ph sanguíneo. Esto se traduce en que, al eliminar líquidos, perdemos menos potasio y se evitan los mareos, calambres y cansancios habituales.

En comparación al vinagre de uva, provoca menos acidez y es más apropiado para estómagos delicados. Además, mejora la circulación sanguínea y ayuda a mantener el colesterol a niveles normales.

El uso tópico del vinagre de manzana ayuda a aliviar dolencias de la piel como herpes, caspa y quemaduras leves.

Aplicado sobre las piernas, ayuda a contraer las venas varicosas.

Es muy eficaz para la limpieza y eliminación de células muertas de la piel.

Tiene acción desinfectante y cicatrizante en pequeñas heridas.

Además

Es un gran depurativo intestinal (gracias al ácido acético) y ayuda a combatir el estreñimiento ya que las bacterias malignas que nos ocasionan gases y putrefacciones mueren ante su contacto.

Aquellas personas con digestiones muy lentas e hinchazones notarán una gran mejoría. Nos ayudará a deshincharnos y perder volumen.

Tiene un buen efecto diurético ya que es muy rico en Potasio y ayuda a alcalinizar nuestro Ph sanguíneo. Eso hace que, aunque orinemos más, no perdamos Potasio (ocurre al tomar la mayoría de los diuréticos) y evitamos los mareos, calambres y cansancio habituales.

Gran poder saciante. Está comprobado que consumir Viangre de Manzana con agua antes de las comidas, hace que nos sintamos saciados antes de comenzar a comer.

Su riqueza en vitamina A le confieren efectos muy positivos para la sequedad de la piel y de todas las mucosas del cuerpo (especialmente la del ojo). Hemos de recordar que muchas personas que hacen dieta se quejan de pérdida de tono e hidratación de su piel.

Remedio natural contra la celulitis

Podemos decir, que en general provoca en el organismo un efecto depurativo y remineralizante. Las personas que lo toman se sienten en general, más ligeras y saludables.

Reduce los niveles de colesterol en la sangre

Actúa como tonificante cerebral, por su alto contenido de fósforo

Coayudante para personas con disfunciones de la vesícula biliar

Coadyuvante para el tratamiento de los desordenes hepáticos

Mantiene el colesterol y grasas triglicéridas en forma soluble permitiendo ser transportadas y eliminadas

Ayuda a quienes deseen perder peso, actuando como emulsificador y antioxidante sobre las grasas, siendo útil en los regímenes para el control de peso y celulitis

Desintoxica el hígado, metabolizando las grasas y evitando su cumulación

Optimiza nuestra digestión, ayudando la eliminación de desechos del organismo

La lecitina y el Vinagre de Manzana tienen INOSITOL, que es un poderoso movilizador y eliminador de grasas, el Vinagre las disuelve, la Lecitina las metaboliza y el Inositol las transporta.

Esto se logra por la sinergía e Interacción de todos los componentes de esta maravillosa fórmula.

Os animo a que lo comprobeis vosotros mismos, en mi familia ya lo hemos hecho y puedo deciros que es cierto todo lo se dice sobre las propiedades y beneficios del vinagre de manzana.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: