María Santísima de la Villa, La Labradora

Hoy miles de marteños alumbran  durante todo el recorrido a la María Santísima de la Villa en la fiesta religiosa más multitudinaria de nuestra localidad en la que cada martes después de la pascua de resurrección se dan cita miles de marteños que expresan de esta manera su devoción a la Virgen o manifiestan su agradecimiento a Ésta por algún hecho acaecido en sus vidas durante el año anterior.

Recordemos que según aparece en la edición 2010 de la revista Nazareno, la imagen actual de la Virgen de la Villa la realizó el escultor sevillano José Sanjuan Navarro a partir del fragmento calcinado del rostro, en alabastro, como la primitiva imagen. En el seno de la nueva imagen de la Virgen se incrustó a modo de relicario el fragmento de la antigua cara. Posteriormente la imagen de la Virgen fue restaurada por fray Antonio Fernández, fraile franciscano del convento de San Antonio de Martos. En el año 2002, el escultor granadino Antonio Barbero Gorg, talló el cuerpo de la Virgen y lo rolicromó estofado en oro fino.

http://www.radiomartos.com/inicio.html

Historia de la Virgen de la Villa:

La imagen de nuestra Virgen es de la época mozárabe. Cuando tres culturas, la cristiana, la judía y la musulmana hacían de Córdoba y Toledo y de los pueblos y villas de Al-Andalus emporios culturales, los árabes eran invadidos por otros pueblos venidos de Arabia, algunos de ellos intransigentes y menos tolerantes con el culto cristiano. En una de estas ocasiones los tuccitanos o marteños, por miedo a que la venerada imagen de la virgen fuera profanada, la guardaron en una caja que escondieron en uno de los muros del templo. Pasó el tiempo y por tradición oral se sabía la existencia de la Imagen que había sido escondida.

Fernando III el Santo conquistó la villa y Fortaleza de la Peña de Martos y en el año 1228, el 5 de septiembre, le es encomendada la ciudad a la Orden de Calatrava. Como es tradición en todos los pueblos que conquista, ordena que el templo sea consagrado a la Asunción de la Virgen. Fue al efectuarse las obras de ampliación cuando aparece una caja de hierro. Todos creen que contiene un tesoro. Tanto los albañiles que la encuentran como Cabildo y freires de Calatrava. Abierta la caja, aparece la Imagen de la Virgen que había sido escondida hacía más de un siglo. Los dos cabildos pleitean sobre la pertenencia de la imagen, hasta que se demuestra que la imagen es de la villa y desde aquel momento la imagen se conocerá como la Santísima Virgen de la Villa.

Los agricultores de Martos pidieron al rey Felipe V hacer una fiesta en honor de la Virgen, y se les concedió y desde el día 3 de abril de 1.736 se viene haciendo la fiesta, recibiendo la Virgen el sobrenombre de “La Labradora”. En el primer libro de actas de la cofradía se conserva la transcripción literal con cédula del rey Felipe V con su correspondiente acta notarial de julio de 1.735 con firma de Martín José Barranco. Un documento que hace oficial su fiesta el martes de Pascua de resurección de cada año.

Himno a la Virgen de la Villa

CORO

 ¡Loor y gloria a la Reina de Martos!

Cantan entusiastas, con fe y devoción,

Los hijos del pueblo que siempre te amaron

Y en prenda hoy te ofrecen su fiel corazón.

¡Vive y reina, Virgen amorosa!

Olvida ¡OH, Madre! Toda ingratitud;

Que del Templo en la paz venturosa

Descansan los mártires al pie de la Cruz.

ESTROFA

Surgistes un día, feliz y gloriosa,

Bella cual la aurora, vestida de sol;

Te elevan los ángeles, te alaban los cielos,

La Iglesia proclama tu excelsa Asunción,

Al alzarte hoy en tu nuevo solio,

Circunda a tu imagen un regio esplendor;

Da a pobres y ricos, grandes y pequeños,

A todos los Marteños tu real bendición.

Rendidas las almas, lloran de alegría

Los ojos que un día vieron sufrir;

Amores más fuertes tendrás cada día

Y a tu pueblo todo veras resurgir.

¡MADRE MIA DE LA VILLA!

El pueblo que en vos confía,

Sin vos no puede vivir.

CORO

 ¡Loor y gloria a la Reina de Martos!

Cantan entusiastas, con fe y devoción,

Los hijos del pueblo que siempre te amaron

Y en prenda hoy te ofrecen su fiel corazón.

¡Vive y reina, Virgen amorosa!

Olvida ¡OH, Madre! Toda ingratitud;

Que del Templo en la paz venturosa

Descansan los mártires al pie de la Cruz.

¡MADRE MIA DE LA VILLA!

Este  himno fue escrito por Juan del Castillo Juárez, Pbro. (por aquel entonces párroco de la Parroquia de Santa María de la Villa de Martos); la música la compuso el inolvidable Manuel Escabias Muñoz. Fue realizado en el año 1952.
De este canto se editaron numerosas octavillas con la letra para la ocasión.
Este himno-oración no se ha popularizado mucho.
El “Himno a la Virgen de la Villa” mas conocido es el compuesto por el franciscano Rafael Mota Murillo.
Otros himnos que son cantados todos los años por la magnífica Coral Tuccitana de Martos son: “Ave María a la Santísima Virgen de la Villa” (letra: Manuel Garrido Chamorro y música: Juan Aranda Hernández y Manuel Escabias Muñoz) y “Oración a la Virgen de la Villa” de Luis Carpio Moraga (a la que años más tarde le puso música Manuel Escabias Muñoz).
Todos estos himnos y oraciones vienen recogidos en el maravilloso libro que editó la Cofradía de La Labradora en el año 2003, bajo el título de “Santa María de la Villa: historia, devoción y culto”.
Dicho libro está a disposición de las marteñas y los marteños en el Santuario de Nuestra Madre Santa María de la Villa.

El himno es muy bonito, y yo sinceramente lo desconocía, pero lo que mas me gusta y me llama la atención es la mención que se hace en el himno a la Capilla de los caídos, la cual dice así: “Olvida ¡OH, Madre! Toda ingratitud; que del Templo en la paz venturosa, descansan los mártires al pie de la Cruz”. Y la parte de la estrofa que dice así: “Rendidas las almas, lloran de alegría”.
En cierto modo este himno da un gran simbolismo ya que el Santuario es conocido por todos los marteños, ardió tras la guerra con todo, es mas hasta la imagen ardió, de la cual solo se conservan pequeños restos, pero no por eso siendo esta advocación muy querida en Martos todo el pueblo con devoción colaboró en la reconstrucción del nuevo templo.

  Martos

Espero que os agrade este poss sobre la festividad de la Virgen de la Villa, La Labradora, como se la conoce entre nosotros los marteños y supongo que fuera de nuestro pueblo también.

¡¡Felicidades a todos los marteños!!  Disfrutad de este día tan hermoso  hacedlo por mi  también ya que no puedo estar compartiéndolo  con vosotros …

Un abrazo muy grande de una marteña en la distancia…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: